EL ZUMBIDO DEL MOSCARDÓN

El INE NO SE TOCA

Por: Alejandro Leyva Aguilar

Los ciudadanos en general vimos con muy buenos ojos, la reunión de los grupos parlamentarios del PRI, PAN y PRD en San Lázaro, porque, a pesar de estar de acuerdo con una reforma político electoral, están conscientes de que nuestro árbitro, es decir el Instituto Nacional Electoral (INE), funciona y lo hace bien, por eso coincidieron en que votarán en contra de cualquier iniciativa que vulnere la autonomía tanto del INE como del Tribunal Electoral el Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

Por eso los coordinadores parlamentarios de estos tres partidos políticos, incluido Movimiento Ciudadano cerraron filas al pronunciarse por una reforma político electoral que no toque en su esencia al INE y al TEPJF, así lo manifestaron durante la instalación de las Comisiones Unidas de Reformas Político Electoral, Puntos Constitucionales y Gobernación, cuyos integrantes se encargarán de dictaminar una propuesta, derivada de 104 iniciativas presentadas por todos los grupos parlamentarios, así como la que recibieron desde el Poder Ejecutivo.

Movimiento Ciudadano de Dante Delgado Rannauro, adelantó que no participarán en lo que consideran una “farsa, mientras que morena y sus aliados aseguraron que “privilegiarán el consenso y no aplicarán su mayoría aplastante”. Los diputados integrantes de las comisiones dictaminadoras analizarán 104 iniciativas en la materia, 50 de ellas de reforma constitucional y 54 de reformas a leyes secundarias.

Quizá del que se esperaba una alianza con morena y el peje para pasar la reforma electoral como viene desde el ejecutivo, es decir como un cheque en blanco a López, era Alejandro Moreno Cárdenas, presidente del Comité Ejecutivo Nacional del PRI, sin embargo, su postura dejó buen sabor de boca a los priistas, aunque -hay que decirlo- después de una fotografía de su familia con el “presidente”, así en minúsculas y entre comillas, les deja a sus militantes algunas dudas.

En su calidad de presidente de la Comisión de Gobernación y Población de la Cámara de Diputados, Moreno Cárdenas encabezó la reunión para plantear un proyecto de dictamen de la Reforma Electoral y adelantó que el PRI, no permitirá que “se dé un retroceso democrático”. Indicó, además, que el voto del PRI irá en contra “si no se llega a un consenso y se pase el proyecto de reforma sin modificaciones sobre los cambios en el INE y los Tribunales Electorales”.

Mientras tanto, el Coordinador de la Fracción Parlamentaria del PRI en la Cámara baja Rubén Moreira Valdez, dijo que “no vamos a permitir que se dañe al INE ni al TEPJF y esto, entendido en su autonomía, en su certeza, en su transparencia, en todas las condiciones que hagan posible su trabajo” … entiendo que esas condiciones también deben abarcar su techo financiero.

De su lado el coordinador de los perredistas Luis Espinosa Cházaro, explicó que el PRD defenderá a las instituciones y a las leyes que le han costado décadas de lucha a la ciudadanía mexicana; el coordinador de Acción Nacional Jorge Romero puntualizó “no habremos de dictaminar una reforma que es dada desde otro poder. Nosotros habremos de avanzar en otra reforma electoral para mejorar nuestro marco regulatorio electoral, jamás para atentar contra las facultades de las autoridades electorales”.

Y adelantó que los temas prioritarios de Acción Nacional son “la segunda vuelta electoral, elecciones primarias. Elecciones paritarias, y reducir o desaparecer la sobre representación.

Buenas intenciones las de todos, falta que no se vayan a dejar amedrentar por la guillotina de Adán Augusto López y la Unidad de Inteligencia Financiera o la fiscalía general de la República, porque como vimos en la reforma a la Guardia Nacional, los diputados se doblaron o se vendieron y aprobaron la militarización del país, justo como el peje -o los militares- lo deseaban con las funestas consecuencias que eso acarreará en la vida social y libre de los mexicanos.

Justamente después de la reforma de la militarización, los ciudadanos quedamos con un sabor de boca muy amargo porque nos dimos cuenta de la vulnerabilidad de diputados y senadores frente a la presión económica o judicial del “presidente” y no tiene la culpa el peje, sino las enormes colas que traen arrastrando nuestros representantes populares.

No son exactamente unos dechados de pureza y por eso son muy pocas las honrosas excepciones que pueden ejercer con valor y honorabilidad su patriotismo a prueba de “cañonazos de a 50 mil” o legajos de investigaciones.

Ojalá y se arriesguen y salven al INE y al TEPJF porque lo que está en riesgo, NO ES LA PRÓXIMA ELECCIÓN, SINO LA PRÓXIMA GENERACIÓN y en el voto de los diputados y senadores, está la responsabilidad de rescatar o no a una democracia que nos ha llevado muchos años y mucha sangre construir y que un idiota intolerante, megalómano, sociópata y autoritario, trata de destruir.

La historia será -como ya lo está siendo con el peje- implacable contra los verdaderos traidores a la Patria.

@leyvaguilar
Instagram: leyvaguilar
Facebook: Francisco Alejandro Leyva Aguilar

Entradas relacionadas